Si mi marido me casca yo me la gané

 

Montaje de una fotografía de Liliana Rendón extraída del blog de Trazon “una idea de comunicacion social mediante imágenes y textos con algo de humor. Creado con el ánimo de ver el lado agradable de las personas y de los hechos como contribución al entendimiento y la paz” http://trazontolima.blogspot.com

Después de la polémica del exdirector técnico de la Selección Colombiana por golpear a una mujer en un bar de Bogotá, Liliana Rendón, la senadora del Partido Conservador ha salido con unas “perla-declaraciones” a la defensa de Hernán Darío Gómez, conocido como “Bolillo Gómez”.

En el programa televisivo “Pregunta Yamid” la senadora se decanta hacia el agresor preguntándose qué debió hacer la mujer para tal reacción, animándola a ella a dar la cara y contar qué hizo provocarle esa reacción.

La entrevista completa aquí: http://www.youtube.com/watch?v=y2ed6XP_2zE&NR=1

Algunas de las declaraciones de Liliana Rendón para decidir si reír o llorar son:

<<Nosotras para provocar estamos solas, somos muy necias, y cuando decimos “a fregar” también. No nos para nadie, somos insoportables, insoportablemente agresivas…>>

<<Hay que mirar qué pasó en ese momento personal del Bolillo. Él nunca ha sido agresivo, no es una amenaza para la sociedad. Hay una conducta celotípica de la mujer que incita, que provoca, que induce a reacciones gravísimas como la del Bolillo…>>

<<<<El Bolillo es un personaje público y tiene el rigor de la ley y de sus enemigos públicos. Aprovechan un momento personal que él no supo manejar para conseguir su renuncia.>>

<<Mira si mi marido como es de madre me casca yo me la gané… tuve que haberlo jodido mucho… pero también hay mujeres bobas que se dejan>>

Esta última se lleva el premio seguro.

La senadora, por un lado comenta que si se trata de una pareja mejor que lo arreglen ellos, pero también dice que antes de entrar en un concierto se metió en una pelea porque una chica le estaba hasta arañando a un chico, y le dijo a él que se defendiera. Por el contrario, no parece que hubiera ido a defender a la mujer agredida.

Asimismo, Rendón se mostró en desacuerdo con que el entrenador haya dejado su cargo como técnico de la selección nacional y argumentó que un problema personal no puede influir en la vida laboral de ninguna persona. También indicó que la Federación Colombiana de Fútbol no debió haberle aceptado la renuncia.

Esta transcripción de frases visibiliza el gran trabajo que debemos hacer en cuestiones de género e igualdad femenina, así como de toma de consciencia de que la violencia no se la gana nadie. Estamos acostumbradas a oir declaraciones de ese tipo por parte de algunos hombres, pero cuando sale de la boca de una mujer la impotencia es aún mayor.

Pilar Primo de Rivera hermana del fundador de Falange Española, José Antonio Primo de Rivera y fundadora de la sección femenina nos deleitó en los años 60 con sus enseñanzas, pero estos pensamientos y mensajes siguen vigentes a día de hoy, tal y como hemos visto. Os recomiendo encarecidamente visitar este enlace para ver en ilustraciones la “Guía de la buena esposa”:

http://elpolvorin.over-blog.es/article-espa-a-la-mujer-ideal-en-1953-60293010.html

Marco algunas de las más hirientes por no marcar todo el texto:

Durante los días más fríos deberías preparar y encender un fuego en la chimenea para que él se relaje frente a ella; después de todo, preocuparse por su comodidad te proporcionará una satisfacción personal inmensa. Minimiza cualquier ruido. En el momento de su llegada, elimina zumbidos de lavadora o aspirador. Salúdale con una cálida sonrisa y demuéstrale tu deseo por complacerle. Escúchale, déjale hablar primero; recuerda que sus temas de conversación son más importantes que los tuyos. Nunca te quejes si llega tarde, o si sale a cenar o a otros lugares de diversión sin ti. Intenta, en cambio, comprender su mundo de tensión y sus necesidades reales. Haz que se sienta a gusto, que repose en un sillón cómodo, o que se acueste en la recámara. Ten preparada una bebida fría o caliente para él. No le pidas explicaciones acerca de sus acciones o cuestiones su juicio o integridad. Recuerda que es él amo de la casa.

Anima a tu marido a poner en práctica sus aficiones e intereses y sírvele de apoyo sin ser excesivamente insistente. Si tú tienes alguna afición, intenta no aburrirle hablándole de ésta, ya que los intereses de las mujeres son triviales comparados con los de los hombres. Al final de la tarde, limpia la casa para que esté limpia de nuevo por la mañana. Prevé las necesidades que tendrá a la hora del desayuno. El desayuno es vital para tu marido si debe enfrentarse al mundo exterior con talante positivo.

Una vez que ambos os hayáis retirado a la habitación, prepárate para la cama lo antes posible, teniendo en cuenta que, aunque la higiene femenina es de máxima importancia, tu marido no quiere esperar para ir al baño. Recuerda que debes tener un aspecto inmejorable a la hora de ir a la cama… Si debes aplicarte crema facial o rulos para el cabello, espera hasta que él esté dormido, ya que eso podría resultar chocante para un hombre a última hora de la noche.
En cuanto respecta a la posibilidad de relaciones íntimas con tu marido, es importante recordar tus obligaciones matrimoniales: si él siente la necesidad de dormir, que sea así no le presiones o estimules la intimidad. Si tu marido sugiere la unión, entonces accede humildemente, teniendo siempre en cuenta que su satisfacción es más importante que la de una mujer. Cuando alcance el momento culminante, un pequeño gemido por tu parte es suficiente para indicar cualquier goce que hayas podido experimentar. Si tu marido te pidiera prácticas sexuales inusuales, sé obediente y no te quejes. Es probable que tu marido caiga entonces en un sueño profundo, así que acomódate la ropa, refréscate y aplícate crema facial para la noche y tus productos para el cabello. Puedes entonces ajustar el despertador para levantarte un poco antes que él por la mañana. Esto te permitirá tener lista una taza de té para cuando despierte.

P.D.: Pilar Primo de Rivera murió en 1991, sin haber contraído matrimonio y sin descendencia, a pesar de haberse intentado una alianza matrimonial con Adolf Hitler.

Advertisements

6 thoughts on “Si mi marido me casca yo me la gané

  1. Totalmente de acuerdo…como siempre…Qué triste que sigan algunas mujeres justificando lo injustificable, es como decir que si a uno le roban o matan es porque se lo merecía, totalmente absurdo y lo de Pilar Primo de Rivera sin comentarios…que una sufrió parte de esa EDUCACIÓN- alienación-sumisión, y bastante oposición encontramos aún en nuestros dias si intentamos liberarnos y ser personas, falta tanto camino por hacer!…es facil destruir…pero construir…eso sí que tiene mérito!….y tú estas colaborando y mucho..GRACIAS por el blog. como siempre me encanta…Adelante Laia!…

    M'agrada

    • Yo por suerte me libré de ese tipo de educación, aunque también he recibido otra. En ambos casos es cuestionable y no sitúan a la mujer en un lugar de fortaleza y capacidades sino en un sinfín de tratos denigrantes que parece que nadie quiere entender… Se nos educa para que seamos objetos deseados, no sujetos que deseamos. Y hasta que cambiemos esta concepción no avanzaremos.
      Un abrazo 🙂

      M'agrada

  2. Hi ha una part de responsabilitat dels maltractaments en la persona que els rep, sí, per permetre-ho. Evidentment, hi ha d’haver algú amb voluntat de maltractar perquè això passi. Però bé, qui ho permet és per l’educació que ha rebut. Antigament, quan els pares estrictes i les pallisses eren més habituals, suposo que el que les dones rebien del seu pare ho permetien també al marit. I ara m’imagino que és la submissió, l’extrem desequilibri sentimental dins la parella o la inseguretat de cara a mantenir l'”amor” de l’home el que fa que moltes dones aguantin maltractaments psicològics (els més estesos, n’estic segur) i fins i tot físics, mentre puguin conservar aquella parella.

    Per altra banda, el tema de la guia de la bona esposa si no fos perquè segur que és veritat… faria riure. Amargament, esclar. Hi ha frases que són per a emmarcar. Gaudeixis o no, fes un petit sorollet quan ell hi arribi, que es pensi que és un mestre de l’art amatori, i deixa’l dormir que li agafarà son en acabar. Tu t’aguantes i et lleves abans per fer-li l’esmorzar, naturalment. I no et posis cogombres a la cara, que el destrempes.

    M'agrada

    • Hola!
      Penso que aquestes frases encara són molt vigents per desgràcia. No tan directament però l’herència pesa. Quan parlo amb les joves parelles m’ho trobo, a un nivell diferent, però existeix una relació de control de l’home envers la dona, perquè se suposa que ha de defensar la seva virilitat o “allò que és seu” referint-se a la seva parella… m’ho van dir abans d’ahir…
      Per tant crec que s’ha de treballar molt en el concepte de l’amor romàntic, per desmitificar els rols i les posicions, perquè a la llarga, aquestes concepcions fan molt de mal.
      Immerses en la violència a les dones els és molt difícil sortir perquè han normalitzat la situació, i mai pot ser “normal” la violència, però per sort, cada vegada hi ha més homes conscients que volen canviar les coses i respecten les seves parelles.
      Una abraçada 🙂

      M'agrada

  3. He tardado en responder Laia, porqué siempre estoy de acuerdo con tus planteamientos, y así no se puede generar debate… pero hoy me ha pasado una cosa que enlaza -creo- con el tema que describes del maltrato a la mujer y su sumisión al hombre.
    Bien, vamos a ello:

    19.00 de la tarde
    Barcelona.
    Caprabo de la carretra de Sants.
    Un hombre joven vestido con sandálias, bermudas, camiseta sin mangas, gorra tipo americano puesta con la visera hacia atrás.
    Una mujer joven vestida toda de arriba abajo con ropajes negros y velo, mostrando la cara.
    La chica poniendo en el cesto de la compra las cosas.
    El chico, quitándolas, y poniendo otras ( tipo… cambio 3 zanahorias, por una bolsa con ensalada).
    Aun paso más atrás, una siniestra figura negra, igual a la chica, pero imagino que más mayor; digo imagino porqué no he podido ver su cara!
    No llevaba Burka, pero sí una espécie de máscara dorada – en serio – que le tapaba la nariz y la boca.

    Mis pensamientos han ido pasando por “un vaya mierda de mujeres”, a “qué pena de mujeres”
    Y eso, que no sé dónde quedarme…

    M'agrada

    • Hola Poli,
      Esto que me cuentas me da miedo. Me da miedo porque no entiendo porque hemos llegado a un punto donde hay que ocultarnos, donde la mujer se oculta a los ojos de los demás.
      No logro imaginarme cómo debe ser una de estas máscaras que describes. Yo pienso en máscaras y me viene a la cabeza el Carnaval De Venezia, pero claro, ese es otro asunto. Por mucho que una mujer diga que nadie le obliga a hacerlo me pregunto como ha llegado al punto de querer cubrirse toda para que no la vean. Es inquietante. Seguiré buscando información sobre estas máscaras.
      Lo que da pena es la sociedad y sus construcciones sociales, porque si hubiera una educación en la igualdad, no nos haría falta escondernos ni protegernos.
      Un besazo y gracias por tu opinión 🙂

      M'agrada

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s